March 15, 2018

February 8, 2018

January 21, 2018

Please reload

Posts més recents

¿Cómo sé si la mediación familiar puede ser útil para mi situación?

February 8, 2018

Hablar de mediación familiar, es hablar de familia y  más concretamente de crisis familiar.

Una de las principales complejidades del trabajo en mediación familiar es el manejo de la tensión relacional y las implicaciones  emocionales que entran en juego cuando estamos ante un situación de crisis con personas que forman parte de nuestro entorno más íntimo. 

 

La mediación se presenta como un método muy adecuado para la gestión de crisis familiares de todo tipo (ya sea en el sí del contexto judicial -sería la denominada mediación intrajudicial- como en otras instancias no judiciales o incluso no institucionales (como puede ser la mediación privada entre padres e hijos, la mediación entre hermanos por cuestiones meramente relacionales o ante la toma de decisiones en común, herencias, gestión de patrimonio familiar...)

Hablar de mediación familiar el legislador no siempre ha detallado qué situaciones o casos son derivables a mediación. Cómo sabemos qué situaciones son mediables?  A modo de ejemplo la legislación catalana sobre mediación[1] enumera algunas de las situaciones susceptibles de ser mediadas:

 

 

[1]  L 15/2009Catalana de Mediación en Derecho Privado. L 15/2009

 

Objeto de la mediación familiar

 

  • Las materias reguladas por el Código Civil en situaciones de nulidad matrimonial, separación o divorcio se tengan de acordar en el correspondiente convenio regulador

  • Los acuerdos a los que deben llegar las parejas estables en el momento en que se rompe la convivencia.

  • La liquidación de los regímenes económicos matrimoniales.

  • Los elementos de naturaleza dispositiva en materia de filiación, adopción y acogida,

  • Los conflictos derivados del la forma de ejercicio de la custodia de los hijos.

  • Los conflictos relativos a la comunicación y la relación entre parientes y personas del ámbito familiar.

  • Los conflictos relativos a la obligación de alimentos

  • Los conflictos sobre el cuidado de personas de avanzada edad o dependientes

  • Situaciones de crisis familiares, en parejas de distintas nacionalidades.

La clave es el equilibrio entre la parte emocional y la ley. Lo más importante para la tranquilidad de las personas es tener la certeza que están encontrando una solución a sus problemas con profesionales que tienen en cuenta todos estos aspectos.  El objetivo no es otro que, como dice el refrán: el remedio no sea peor que la enfermedad.

 

Uno de los primeros aprendizajes, principalmente por los profesionales de la mediación que proceden del Derecho,  es  manejar la diferencia entre  la familia entendida como institución jurídica (grupo de personas unidas entre sí por un vínculo reconocido jurídicamente) de la familia entendida como realidad social con elementos psicosociales.

 

El  mediador abogado debe tener en cuenta que la mediación no siempre estará relacionada con un proceso judicial o con la posibilidad de que éste se plantee en un futuro, y por otra parte, los no abogados no deben olvidar que discrepancias interpersonales en el sí de una familia pueden derivar a conflictos judicializadles, dónde el componente familiar es uno más de los elementos que deberá tenerse en cuenta al analizar la historia i el origen y la dinámica del conflicto.

 

Para trabajar en mediación uno debe ir mucho más allá ello implica incorporar en nuestro saber hacer nuevos conocimientos de varias disciplinas por lo que el trabajo en equipo es fundamental.

Tags: familia

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Search By Tags
Please reload

Archive

1/5
Galería